OTRAS VOCES, OTROS ÁMBITOS

jueves, 29 de marzo de 2012

ADRIENNE RICH *














Fotografía: Angellos ( Russian Federation )

MADERA DE SUEÑOS

En la madera vieja, rayada, ordinaria de la mesa donde escribe
hay un paisaje nevado que solo un niño podrá ver
o el ser adulto de ese niño,
una mujer que sueña cuando debiera escribir
el último informe del día……..Si esto fuera un mapa,
piensa, un mapa a memorizar,
porque podría tener que caminarlo, dejaría ver,
loma tras loma esfumándose un desierto de neblina,
aquí y allá una señal de napas de agua
y un posible abrevadero.…..Si esto fuera un mapa,
sería el mapa de su última etapa vital,
no un mapa de posibilidades sino un mapa de las variaciones
de una única gran opción. Sería el mapa que le premitiría ver
el fin de las opciones turísticas,
de las distancias que el romance vuelve azul, lila,
gracias al cual entender que la poesía
no es una revolución sino un modo de saber
por qué la revolución es necesaria…….Si esta mesa ordinaria
y producida en serie por la Brooklyn Union Gas Company,
producida en serie y aún así durable, que está aquí ahora,
es lo que es y a la vez, un mapa de sueños
tan férreo, tan claro,
piensa, es posible que la materia y el sueño se fundan
y que éste sea el poema y éste el informe final.

                                                    De Times Power,1988

                                                    (De Times Power,1988)

 
TRADUCCIONES

Me muestras los poemas de otra mujer
de mi edad, o menor
traducidos de tu idioma al mío

Ciertas palabras recurren: enemigo, horno, pesadumbre
suficientes para entender
que esa mujer vive en mi tiempo

obsesionada

con el Amor, nuestro tema:
lo hemos adherido como hiedra a nuestros muros
horneado como pan en nuestros hornos
llevado como tobilleras de plomo
observado con binoculares como si
fuera un helicóptero
que viene a saciar nuestro hambre
o el satélte
de un poder hostil

Empiezo a ver que esa mujer
hace cosas: revuelve el arroz
plancha una camisa
transcribe un manuscrito hasta el alba

trata de hacer una llamada
desde una cabina telefónica

El teléfono suena con insistencia
en la habitación de un hombre.
Escucha que él le dice a otra
No importa. Se cansará.
Lo escucha narrar su historia a su hermana
que se transforma en su enemiga
y cuando le toque el turno
alumbrará su propio camino hacia la pena

ignorando que este tipo de dolor
es compartido, innecesario
y político

(de Diving into the Wreck, 1972
)


en: La pasión del exilio, selección, traducción y prólogo de María Negroni (Bajo la luna, Buenos Aires, 2007)
 
*Adrienne Rich (Baltimore, EE. UU., 1929-2012)


2 comentarios:

Diego Planisich dijo...

Hermosos poemas. Casualmente, hace un tiempo, buscando algo de Sharon Olds (la recomiendo) llegué hasta este libro que citás... pero a quién buscaba no estaba allí. Finalmente, terminé por llevarme -también de Bajo la Luna- "Irlandesas" (14 poetas irlandesas).
Saludos y gracias por pasar por mi blog, serás siempre bienvenida.

Vuelo de noche dijo...

Gracias por la recomendación, Diego, y por pasar por aquí,lo tuve en mis manos al libro de las irlandesas y por alguna razón que no puedo explicar quedó en la librería... Buscaré a Sharon Olds